Nueva versión de la terapia T-CAR para casos de leucemia resistente

Una nueva terapia celular, similar a la que emplea los linfocitos T-CAR, ha logrado la remisión en una proporción significativa de niños y adultos jóvenes con leucemia linfoblástica aguda de células B resistente al tratamiento que participaron en un pequeño ensayo. Así lo acaba de publicar en Nature Medicine un grupo de investigadores de la Facultad de Medicina de la Universidad de Stanford y del Instituto Nacional del Cáncer.

El tratamiento que han empleado es parecido pero no exactamente igual a la llamada terapia con linfocitos T-CAR, que se sirve de células T del propio paciente modificadas para que expresen receptores antigénicos quiméricos (CAR) dirigidos a la molécula CD19, en la superficie de las células cancerosas. La Agencia de Alimentos y Fármacos (FDA) ha aprobado recientemente esta terapia para tratar algunos tipos de cáncer hematológico.

La nueva terapia que ocupa ahora este estudio modifica genéticamente las células T del paciente para dirigirse a una molécula diferente, CD22. El nuevo enfoque es útil porque las células tumorales de algunos pacientes dejan de expresar la molécula CD19 en sus superficies celulares.

En este ensayo en fase I, 15 de los 21 pacientes con leucemia de células B habían recaído o no habían respondido al tratamiento con células T-CAR anti CD19, un abordaje que ahora se emplea como último recurso.

"Es la primera vez que hemos visto tasas de respuesta similares a las que obtuvimos cuando probamos por primera vez la terapia con T-CAR anti CD19", afirma Crystal Mackall, directora asociada del Instituto del Cáncer de Stanford. "Estábamos preocupados por no encontrar nada comparable. Pero este estudio da esperanza a la idea de que puede haber otro tratamiento similar, muy potente". Los investigadores esperan que la selección simultánea de CD19 y CD22 pueda dar como resultado una terapia muy potente, que las células cancerosas no puedan evadir.

Mackall es la autora principal del estudio y Terry Fry, hematólogo y oncólogo pediátrico del Instituto Nacional del Cáncer, es el investigador principal y quien dirigió la realización del ensayo en el instituto.

El estudio incluyó a pacientes de 7 a 30 años con leucemia linfoblástica aguda de células B que recibieron diferentes dosis de la terapia con células T-CAR anti CD22. Cada uno de los participantes había recibido al menos un trasplante de médula ósea, y 10 de los 15 pacientes que ya habían recibido tratamiento dirigido a CD19 ya no expresaban esta molécula en la superficie de las células tumorales.

Remisión de seis meses

En el nivel de dosis más bajo, uno de cada seis pacientes alcanzó la remisión completa después del tratamiento con las células T-CAR anti CD22. Sin embargo, cuando los investigadores elevaron la dosis al siguiente nivel en el estudio, 11 de 15 pacientes (73 por ciento) presentaron la remisión. La terapia también fue relativamente bien tolerada.

Las remisiones duraron una mediana de seis meses; tres pacientes permanecen en remisión completa a los seis, nueve y 21 meses después de la terapia. Cuando los investigadores investigaron más a fondo, comprobaron que las células tumorales en aquellos pacientes que habían recaído comenzaron a expresar niveles de CD22 inferiores a lo normal.

"El mensaje final es que hemos encontrado otra terapia con células T-CAR que muestra actividad de alto nivel en esta primera fase de estudio. Pero la tasa de recaídas también fue alta. Por lo tanto, esto obliga a ser aún más sofisticado: ¿En qué cantidad de diana hay que incidir para alcanzar un tratamiento exitoso y duradero? ¿Qué sucede si nos centramos tanto en CD19 como en CD22 simultáneamente?"

Fry y Mackall ya están abordando esa última pregunta con una célula T-CAR que reconoce tanto a CD19 como a CD22. Han confirmado que esta célula T puede destruir células cancerosas en el laboratorio y en modelos animales, y lo están probando en un nuevo ensayo clínico que ya se ha abierto en Stanford y que se abrirá pronto en Instituto Nacional del Cáncer.
noviembre 22/2017 (diariomedico.com)